Las preguntas abundan de cómo evitar pagar impuestos por ganancias ocasionales por venta de bienes raíces:

De verdad es una gran preocupación porque efectivamente la utilidad obtenida en venta de bienes raíces (casa de habitación, terrenos y fincas), causa el impuesto de ganancia ocasional o el impuesto de renta, según se trate de bienes obtenidos por el contribuyente, que al momento de su venta, estuvo en poder del mismo por mas o menos de 2 años. Si  el bien vendido estuvo en poder del contribuyente por menos de 2 años, el impuesto que se genera es el de RENTA y se calcula sobre la utilidad obtenida; pero si estuvo en poder del contribuyente por dos años o más, el impuesto que se genera es el de GANANCIAS OCASIONALES, y se calcula de la misma manera. Esta utilidad resulta de restarle al precio de venta, el costo de adquisición o costo declarado en el año anterior al de la venta. Todo depende de los costos que pueda el contribuyente imputarle al precio de venta.

Supongamos que una persona natural que ha venido declarando año por año, y el año gravable 2008 vendió su finca de recreo que había sido adquirida años atrás en la suma de $ 300 millones. Esta persona puede solicitar un costo imputable e ese precio de venta equivalente a uno cualquiera de los siguientes conceptos:

  1. El costo declarado en el año anterior al de la venta
  2. El avalúo catastral del año inmediatamente anterior al de la venta, en caso de ser superior al costo declarado, y
  • El costo de adquisición inflactado desde el primero de enero del año de adquisición y el primero de enero del año de venta, y a éste valor le suma el costo de las adiciones y mejoras realizadas durante todo el tiempo en que mantuvo su bien.

Esta tercera alternativa de costo, cuando se trata de bienes raíces adquiridos por personas naturales desde hace mucho años, es la mejor solución para no pagar impuestos de ganancias ocasionales porque éste costo así calculado se aproxima al mismo valor del precio de venta del inmueble; y si se llega a pagar algo, es muy bajito el impuesto que se llegare a pagar. Todo depende además, de la forma como haya quedado declarado el bien en el año inmediatamente anterior al de la venta.

Inclusive el procedimiento también es aplicable, así la persona natural no haya estado obligada a declarar en años anteriores.

Si el bien raíz vendido, es recientemente adquirido, también existen procedimientos tendientes a establecer alternativas de costo de venta que mermen las utilidades y se paguen impuestos de renta o de ganancias ocasionales no tan altos.

Ahora, si lo que se vende es la casa o apartamento de habitación, muy probablemente parte de la utilidad que se obtenga en la venta es ingreso no gravado en virtud a lo establecido en el artículo 44 del Estatuto Tributario, todo depende también de la fecha de adquisición de su casa de habitación.

Menú