Un lector de nuestra columna nos ha preguntado “se defina o aclare” (sic), cuáles son los requisitos para “no estar obligado” a presentar declaración de renta por el año gravable 2010 de los trabajadores independientes según lo que se interpreta del articulo 594-1 del E. T., ante situaciones de haber recibido ingresos de diferente índole como trabajador independiente o persona independiente que trabaja sin relación laboral.

Los trabajadores independientes es uno de los grupos de personas naturales no obligadas a presentar declaración de renta si se cumplen a cabalidad las condiciones exigidas para tal fin. Y a propósito de los trabajadores independientes, como el tema está de moda ahora por lo de la retención en la fuente para éstas personas y sobre el cual hemos venido hablando en los consultorios anteriores, es preciso reiterar, que tanto para efectos de la retención en la fuente cuya tasa o tarifa aplicable es la que corresponde a los asalariados, como para establecer las condiciones para no estar obligado a declarar renta, el trabajador independiente es aquella persona natural cuyos ingresos provengan de honorarios, comisiones y servicios en una relación que no es laboral.

Para contestar la pregunta nos remitimos al literal c) del artículo 8 del Decreto reglamentario No. 4836 de diciembre 30 de 2010             que señala una interpretación y compresión muy clara, así:

Los trabajadores independientes que no sean responsables del impuesto a las ventas, cuyos ingresos brutos se encuentren debidamente facturados y de los mismos un ochenta por ciento (80%) o más se originen en honorarios, comisiones y servicios, sobre los cuales se hubiere practicado retención en la fuente, siempre y cuando, en relación con el año 2010 se cumplan los siguientes requisitos adicionales:

  1. Cuando el patrimonio bruto a diciembre 31 de 2010 no exceda de $110.498.000
  2. Si sus ingresos brutos –todos los realizados- durante el año 2010 superaron los $81.032.000
  3. Que los consumos con tarjetas de crédito durante el año 2010 hayan superado $68.754.000
  4. Que el total de compras y consumos durante el 2010 superaron los $68.754.000
  5. Que el total de consignaciones bancarias, depósitos o inversiones financieras acumuladas durante el 2010 superaron los $110.498.000

Según concepto Dian No. 1763 de enero 10 de 2007, se concluye que los trabajadores independientes que no hayan facturado la totalidad de sus ingresos brutos, bien sea porque no estaban obligados o porque simplemente no cumplieron con la obligación,  no pueden aplicar este artículo 594-1 del Estatuto Tributario,  sino regirse por el artículo 592 del mismo; de tal suerte que, los trabajadores independientes que no hayan facturado sus ingresos brutos, están obligados a declarar renta,  si en el año gravable 2010 han obtenido ingresos brutos superiores a $34.377.000, ó si su patrimonio bruto en el último día del año excedió la suma de $110.498.000.

Este mismo concepto de la Dian, analiza otros casos que para efectos tributarios hay que valorar al cual grupo de no obligados a declarar pertenece, porque no todas las  personas naturales independientes se pueden catalogar como “trabajadores independientes” cuyos ingresos provengan de honorarios, comisiones y servicios; como éstos:

 

  1. Quienes tienen bienes muebles o inmuebles en arrendamiento. Para éste caso se debe valorar conforme a los requisitos del artículo 592 del E. T., es decir, de ingresos menores a 1.400 UVT ($ 234.377.000 para el año 2010). El valor de la UVT para el año 2010 se fijo en la suma de $ 24.555.

 

  1. Quienes prestan el servicio público de transporte de personas en taxi, ya sea propio o alquilado, sin vinculo laboral alguno, es un trabajador independiente cuyos ingresos provienen de la remuneración de sus clientes, por tanto, su obligación de declarar se rige por el artículo 594-1 E.T. siempre y cuando cumpla con los requisitos allí exigidos.

 

  1. Quien tiene taxi propio y lo da en arrendamiento a un tercero para que éste preste el servicio de transporte. En este caso, la fuente de los ingresos es el bien de capital arrendado y no la prestación de servicios, por lo tanto, la actividad es la de un rentista de capital y debe regirse entonces por el grupo de ingresos menores a 1.400 UVT.

 

  1. En cuanto al servicio de fotocopiado prestado en un local comercial o residencial, debe tenerse en cuenta por el grupo de menores ingresos a 1.400 UVT

En cambio, es nuestra opinión, para el caso de las retenciones en la fuente, éstas se practicarán de conformidad con la ley o el reglamento, es decir, por ejemplo, si algún concepto de ingresos del trabajador independiente no tiene retención en la fuente a titulo de impuesto de renta porque  quien hizo el pago no es agente retenedor, se está cumpliendo perfectamente con los requisitos para no declarar.

Las preguntas son absueltas por los socios de Araque & Asociados –Consultores Tributarios-. Las respuestas se basan en el entendimiento de las normas vigentes y pueden no ser compartidas por las autoridades tributarias. Consulte www.araqueasociados.com Preguntas: preguntas@araqueasociados.com Atención personalizada en la Carrera 7 No. 8-72 oficina 204, teléfonos: 872 12 27, 321 452 3315.

Menú