Recordamos a nuestros lectores, que el Impuesto de Normalización Tributaria establecido por la Ley 1739 de 2014, es una reiterada amnistía que ha venido intentado el Gobierno Nacional en sus últimas reformas tributarias para lograr que los contribuyentes, en esta oportunidad solo para los contribuyentes del Impuesto a la Riqueza, declaren sus activos que han venido omitiendo en periodos gravables anteriores, o prescindan de pasivos inexistentes declarados, con solo pagar un determinado porcentaje de impuesto (para este año 2015 un 10%), sobre la diferencia patrimonial que se genere por tales efectos, a cambio de no sancionarlos y garantizarles una “legalización tributaria”; teniendo en cuenta, que la legislación tributaria vigente contempla, que este hecho irregular de evasión tributaria de tener activos omitidos o declarar pasivos inexistentes, cuando la administración tributaria así lo detecte, genera para esa diferencia patrimonial, renta líquida gravable con el impuesto a la renta, más una sanción de inexactitud equivalente al 160%.

En nuestra edición de la semana pasada resaltábamos el hecho, de que este Impuesto Complementario del impuesto a la riqueza denominado “Impuesto de Normalización Tributaria”, había sido objeto de demanda de inconstitucionalidad por las razones que allí se comentan según se lee en el contenido de la demanda. La verdad es que ésta es una tercera demanda que se une dos más que ya cursaban en la Corte Constitucional y que fueron acumuladas entre sí. Lo natural es que la Corte acumule esta tercera demanda al trámite avanzado de las dos primeras. Por su parte, el Procurador General de la Nación, en el trámite de las dos primeras demandas, ya rindió su concepto en el cual solicita formalmente al Magistrado Mauricio González Cuervo  (Ponente), que declare la inexequibilidad de este impuesto con efectos retroactivos al 23 de diciembre de 2014.

CONCEPTO DE LA PROCURADURÍA GENERAL DE LA NACIÓN. Establece la Procuraduría en su concepto, que “(…) un régimen constitucional no puede ser supremo e íntegro cuando las autoridades legítimamente constituidas por él mismo lo violan a sabiendas de que lo hacen y calculando que esas violaciones no tienen ningún efecto jurídico, como sucede con las “amnistías” tributarias, en cuanto a que las mismas se presentan y aprueban por las autoridades pertinentes y son aplicadas por los sujetos pasivos evasores y elusores, siendo plenamente conscientes de que son contrarias al orden jurídico fundamental pero que luego serán declaradas inconstitucionales con efectos a futuro”.

CONCEPTO DEL INSTITUTO COLOMBIANO DEL DERECHO TRIBUTARIO-ICDT. En cambio, en el concepto que presentó el Instituto, el impuesto comulga con los principios constitucionales y por ende debe ser declarado exequible.

¿CUÁL PUEDE SER LA DECISIÓN DE LA CORTE CONSTITUCIONAL?. Teniendo en cuenta los antecedentes, pensamos, que la Corte acoja la interpretación de la Procuraduría y declare su inconstitucionalidad como lo ha hecho en anteriores ocasiones, en especial por la reciente declaratoria de  inconstitucionalidad decretada mediante Sentencia C-833 de 2013, a la amnistía que en particular pero en similar sentido había permitido el artículo 163 de la Ley 1607 de 2012,  pero con efectos hacia el futuro; pero esta vez podría ser con efectos retroactivos, lo cual implicaría como consecuencia agravante, que los contribuyentes del impuesto a la riqueza que decidieron acogerse a este impuesto de normalización tributaria (declarar activos omitidos o prescindir de pasivos inexistentes) quedan en una evidente revelación de activos omitidos y/o pasivos inexistentes, por lo cual serían objeto de una fiscalización inmediata a fin de aplicar el impuesto a la renta que corresponda y las sanciones de inexactitud y cambiarias cuando se trate de activos poseídos en el exterior. Amanecerá y veremos…..

NO OLVIDEN LA FIRMA DIGITAL. Los contribuyentes obligados a la presentación de la declaración del Impuesto a la Riqueza y de Normalización Tributaria (formulario 440) que en este mes de mayo se están presentando para pagar el 50% del valor del impuesto y el otro 50% en el mes de septiembre (Decreto 0427 de 2015), que no posean el mecanismo digital, deben acercarse a la Dian para solicitar este mecanismo, porque así lo dispuso la Resolución Dian No. 034 de 2015, donde en el parágrafo del artículo 2 se lee: “Parágrafo. Los sujetos pasivos del Impuesto a la Riqueza y Complementario de Normalización Tributaria, estarán obligados a presentar la declaración a través de los servicios informáticos electrónicos, utilizando el mecanismo de firma digital emitido por la DIAN. Las declaraciones presentadas por un medio diferente, se tendrán como no presentadas.” Lo aquí establecido en esta resolución del Director de la Dian es legal, porque la facultad se la está otorgando el artículo 579-2 del E.T. que fue adicionado precisamente por el artículo 136 de la Ley 1607 de 2012.

Por otro lado la Dian en sus comunicados de prensa viene ratificando que “la declaración de este impuesto se realiza únicamente a través de los servicios en línea de la DIAN, para lo cual es necesario contar con el mecanismo de firma digital, Si usted aún no cuenta con él, debe acercarse a los Puntos de Contacto disponibles a nivel nacional”.

Las opiniones son responsabilidad de los socios de Araque Asociados Consultores Tributarios SAS. Nos basamos en el entendimiento de las normas vigentes y en el conocimiento del derecho tributario, y puede no ser compartido por las autoridades tributarias. Consulte www.araqueasociados.com Preguntas: preguntas@araqueasociados.com. Atención personalizada Calle 26 No. 8-25, teléfonos: 8629225 y 321 452 331

Menú