“El análisis de los expertos orientan gran parte el contenido de la nueva reforma tributaria”

Aun sin conocer a fondo su contenido alrededor de los tres combos propuestos para la nueva reforma tributaria y sobre los cuales nos referimos en las dos últimas ediciones de esta columna tributaria, el nuevo director de la Dian Andres Romero ha manifestado que esta nueva reforma incluye un remezón normativo en diferentes áreas tributarias y económicas del país y que en la columna vertebral del articulado se incluye una simplificación de sistemas, un mejoramiento de los procedimientos y una mejor estructura tributaria, lo que beneficiara la reactivación de la economía.

En palabras textuales del director“Este proyecto no es solo para financiar el gasto público, sino para lograr que los empresarios que hoy están en una mala situación y personas que están pagando muchos impuestos puedan tener un sistema que alivie cargas y sean optimistas con el futuro del país, traigan sus recursos a Colombia y activen la economía nacional”.

 

[signinlocker id=»7800″]

 

La Comisión de Expertos convocada por el pasado gobierno, la que propuso en el año 2015 una reforma tributaria estructural “guiada por los principios de suficiencia en el recaudo, equidad horizontal, progresividad vertical, eficiencia económica, y eficiencia administrativa”,hace un fuerte llamado para que ésta si tenga ese corte estructural, porque el gobierno de Santos presentó un proyecto de reforma que solo acogía parcialmente las recomendaciones de la Comisión de expertos y el Congreso la acabó de recortar, de manera que continuamos con una estructura impositiva muy inequitativa.

Recordemos que la columna vertebral de la pasada reforma estructural fue en dos frentes: El primero, el impuesto a la renta de las personas jurídicas que se vio incidido con múltiples conciliaciones por la adopción de los nuevos marcos técnicos normativos contables NIIF, y segundo, el esquema de base gravable del impuesto de renta de las personas naturales bajo un sistema cedular.

Estructural significa, por ejemplo, direccionar el sistema tributario hacia la verdadera progresividad (principio constitucional Art. 363), esquema que tienen países como los de la OCDE. Pero en Colombia los impuestos no son tan progresivos porque la única tarifa progresiva es la de renta de personas naturales, pero estas solo contribuyen con el 5% del total de impuestos recaudados mientras que en otros países miembros de la OCDE representan el 75% del impuesto de renta.

En este contexto de análisis económico, el ministro de Hacienda ha asegurado en repetidas ocasiones, que el plan estatal debe estar enfocado en que el sistema de impuestos se centre más en las personas. “Los mercados financieros le están dando a Colombia un compás de espera, pero es urgente tomar las medidas necesarias para que el país crezca a su verdadero potencial, para lo cual, es importante recuperar la productividad de las empresas y virar hacia un sistema tributario más centrado en las personas”.

Por lo tanto, los expertos economistas sostienen a grito entero, que Colombia hoy necesita con urgencia una reforma tributaria que cumpla dos propósitos: Primero, que sea estructural, es decir que modifique a fondo el actual Estatuto Tributario, y segundo, que no sea neutra en materia de recaudo sino que, por el contrario, incremente de manera significativa los ingresos del Estado.

Lo anterior llevó a que varios analistas plantearan la necesidad de hacer –esta vez sí– una reforma tributaria estructural que simplifique los trámites de todos los colombianos, les reduzca las cargas impositivas a las empresas y las personas naturales de mayores ingresos paguen un poco más de impuestos.

El abogado tributarista Santiago Pardo opina, que el país puede aumentar su crecimiento potencial, pero para eso es necesario un revolcón a los impuestos. “El país requiere una reforma que simplifique el sistema, al tiempo que reduzca la tributación de los negocios a una tasa cercana al 30%, eliminando todos los tributos que carecen de justificación teórica, como son el impuesto a la riqueza, el 4 por mil y el IVA sobre los bienes de capital”.Y agregó que, con un control estricto del gasto público, el fortalecimiento de la Dian y un plan de choque contra la evasión y el contrabando serían las otras cartas del sistema tributario del futuro.

La necesidad de aumentar el recaudo es innegable ante el faltante presupuestal que el nuevo gobierno estima en $25 billones, hueco que no se puede tapar con mayor endeudamiento porque trasgrede la regla fiscal, ni con venta de activos públicos, pues como alguien dijo “es absurdo vender la nevera para pagar el mercado”.Además, la promesa presidencial de rebajar los impuestos a las empresas hace más imperiosa la búsqueda de nuevos recaudos.

Y para aumentar el recaudo se debe echar mano, por ejemplo, a seguir gravando los dividendos. Con la última reforma se gravaron con una tarifa de 0%, 5% o 10% dependiendo del monto, pero solo los recibidos por las personas naturales y sociedades extranjeras. No se acogió la propuesta de la Comisión de Expertos que era gravar también los dividendos recibidos por las sociedades nacionales, con lo cual se le restó efectividad y equidad al tributo.

La verdad es que la gran mayoría de las personas naturales que son grandes inversionistas en títulos de renta variable como las acciones, las tienen en cabeza de sociedades cerradas y/o familiares, y lo más grave, es que muchos de estos inversionistas que no tenían sociedades constituidas antes del 2016, constituyeron nuevas SAS para de esa manera evitar del impuesto de renta por los dividendos recibidos.

CONTINUARA…….

Las opiniones son responsabilidad de los socios de Araque Asociados Consultores Tributarios SAS. Nos basamos en el entendimiento de las normas vigentes y en el conocimiento del derecho tributario, y puede no ser compartido por las autoridades tributarias. Consúltenos en www.araqueasociados.comPreguntas y sugerencias en el correo: contacto@araqueasociados.com. Atención personalizada: Carrera 5 No. 14-32 oficinas 5, 7 y 8 Pasaje de la Quinta, teléfonos: 8626161 y 321 452 3315 de Neiva, Huila.

 

 

[/signinlocker]

 

Menú